¿La alimentación y el peso influyen sobre el deseo sexual?

0
287

Hoy en día, se habla mucho de llevar una vida con una alimentación saludable, y es que a pesar, de que comer sano prolonga tus años de vida manteniendo tus órganos internos de forma segura; también la comida que ingieres, podría interferir en el deseo sexual, como lo explica el Dr. Oscar Rodrigo, sexólogo de erótica enigma, el apetito sexual esta controlado por una serie de hormonas que se producen en nuestro cerebro y que pueden ser estimuladas o inhibidas por el tipo de alimentos que consumamos.

¿Será cierto, que hay alimentos que aumentan el deseo sexual?

No hay evidencia científica de la relación entre dieta y sexo, pero si está claro que la actividad sexual está regulada por hormonas que se mantienen en buen funcionamiento según algunos nutrientes que ingiramos.

Según José Luis Sánchez de Cueto, psicólogo y sexólogo del Instituto Andaluz de Sexología y Psicología (IASP; iasexologia.com), “No hay ninguna evidencia científica de que haya alimentos con propiedades afrodisíacas; es decir, que estimulen el deseo sexual”, lo más probable es que se trate de un efecto placebo”. Y es que, casi siempre, el hecho de acudir a alimentos afrodisíacos implica un interés previo por tener deseo sexual y dicho interés ya funciona como afrodisíaco.

¡Todo va a depender es del gusto que sientas por esa persona!

Segun la sexóloga Ana Fernández Alonso, presidenta de la Asociación Asturiana para la Educación Sexual (ASTURSEX), “lo que de verdad importa es la persona que te atraiga más que de lo que vayas a comer”: “Por supuesto que no existen alimentos afrodisíacos. Lo que sucede es que hay formas de cuidar la puesta en escena de un encuentro erótico.

Las fresas con champán, que se suelen poner de ejemplo afrodisíaco, pueden ser muy estimulantes, pero si te las ofrece una persona que no te va, lo más que puede suceder es que te resulte halagador y lo agradezcas, pero no va a despertar tu deseo sexual. De la misma manera, si alguien que te gusta te prepara una ensalada, ésta te puede resultar de lo más excitante y ahí no hay nada que se considere afrodisíaco”.

¿De qué manera influye el peso sobre el deseo sexual?

A diferencia de la alimentación que no existen alimentos afrodisíacos que estimulen el deseo sexual, el peso si influye bastante, y es que según como explica la doctora Teresa Martínez Ramonde, endocrinóloga y miembro de TopDoctors.es.“La obesidad puede disminuir el deseo y repercutir negativamente en la sexualidad”. Esos kilitos de más perjudican el deseo sexual de la siguiente manera:

  • Produce un hipogonadismo hipogonadotrófico: es decir, un descenso de las hormonas sexuales porque disminuyen los mecanismos de regulación superiores (los hipotalámicos), remordemos que el hipotálamo trabaja en conjunto con el sistema limbico para liberar dopamina, oxitocina y neurotransmisores que favorecen el aumento del placer sexual.

El hipotálamo se encarga de liberar hormonas que estimulan y aumentan el deseo sexual

  • El sobrepeso disminuye la circulación sanguínea: según explica el sexólogo Sánchez de Cueto, el exceso de grasa dificulta el riego sanguíneo (muchos hombres con sobrepeso padecen disfunción eréctil), debido a que esos depósitos de grasa se acumulan en las arterias, conllevando a que disminuya el aporte de sangre, recordemos que el pene se erecta es por una vasodilatación de los vasos del mismo.
  • La obesidad limita muchas conductas sexuales (ciertas posturas): lo que puede terminar convirtiendo el acto en algo más rutinario y, por lo tanto, puede llegar un momento en que no se busque, por puro aburrimiento”
  • Pérdida de autoestima: “Muchas veces el sobrepeso coincide con una baja autoestima y una pobre percepción del propio atractivo sexual y, entonces, el deseo se inhibe y con él la iniciativa para tener relaciones sexuales. Por eso, lo más importante es sentirse bien con la propia salud, con la propia imagen y explotar nuestras estrategias de seducción, que todo el mundo tiene las suyas”, apunta la sexóloga Fernández.

¿Entonces, las personas delgadas no tienen problemas con el deseo sexual?

La Dra Teresa Martínez, comenta que Sí; ella señala que “las personas que siguen régimen bajo en calorías muy estricto, desequilibrado o durante mucho tiempo puede suponer una malnutrición que termine influyendo en la sexualidad”

  • Se produce un trastorno hipotalámico: El hipotálamo es una parte del cerebro que se encarga de la regulación de las hormonas que controlan el funcionamiento ovárico en la mujer y testicular en el hombre, y además es un punto fundamental en la regulación del apetito y la alimentación).
  • Producen cansancio e irritación: Que es lo común que estos regímenes alimenticios suponen. “Si la dieta es muy severa y la persona se siente cansada, es más probable que por el cansancio no surja el deseo sexual, y lo mismo puede decirse de la irritabilidad y los cambios de humor que pueden provocar dichas dietas: así es muy difícil excitarse”, dice el sexólogo.
  • En el caso extremo conlleva a la anorexia nerviosa: Que terminan perdiendo el deseo por falta de nutrientes y, por otro lado, por el aislamiento que implica la enfermedad.

¿Qué tipos de alimentos nos aporta los nutrientes necesarios para estimular las hormonas sexuales?

Como lo mencionamos anteriormente, no existen alimentos afrodisíacos, pero si existen algunos alimentos que proporcionan algunos nutrientes que favorecen la producción y estimulaciones de las hormonas implicadas en el sexo, tales como:

1. Ácidos grasos Omega 3, 6 y 9: comer pescado azul, aceite de oliva y frutos secos sintetizan el colesterol bueno (HDL) que están implicados en conjunto con la liberación de hormonales sexuales.

2. Cereales integrales, carne roja magra, marisco y verduras de color verde oscuro: ya que presentan zinc, cuyo déficit afecta a los niveles de testosterona y a la fertilidad.

3. Cacao, almendras, semillas de calabaza, café: ricos en magnesio, necesario para producir DHEA (dehidroepiandrostero A), que el organismo transforma en hormonas (entre ellas, testosterona y estrógenos).

4. Productos lácteos, mariscos, legumbres, carne, gelatina: este tipo de alimentos que poseen arginina, un aminoácido esencial precursor del óxido nítrico que, al ser vasodilatador, aumenta el flujo sanguíneo hacia los genitales.

Recuerda:

Mientras mantengas una dieta equilibrada y correcta, no tienes porque verte implicada por ninguna carencia nutricional, lo que no va a afectar tu deseo sexual, por el contrario, la va a favorecer y a sobreestimular de buena manera.

manten una alimentación saludable para tener un buen deseo sexual

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here