Sangrado de la nariz: ¿Por qué se produce y cómo se detiene la hemorragia?

0
188

El sangrado de la nariz se deben a la ruptura de un vaso sanguíneo dentro de la mucosa nasal. La cual puede ser de origen espontáneo o iniciada posterior a un traumatismo. Esta ha sido clasificada como uno de los motivos más frecuentes del área de otorrinolaringologia ubicándose en un 60% de todos los humanos, siendo su pico mas alto en niños menores de 10 años y personas mayores de 50 años.

Pero a pesar de ello, muchos no saben como manejarlo. Recordemos que aveces esta situación se presenta muy alejado de un centro hospitalario, donde los primeros auxilios son necesarios para poder detener la hemorragia y salvar la vida a la persona.

Es por ello que en el siguiente articulo de “Hoy Aprendí” conocerás cuales son las causas que conllevan a una hemorragia nasal y que debes hacer al respecto para detener el sangrado.

¿Qué es la hemorragia nasal?

También llamada epistaxis o sangrado de la nariz, se debe a la pérdida de sangre de cualquier magnitud proveniente de los vasos de las fosas nasales.

¿Cuáles son los tipos epistaxis?

El sangrado de la nariz tiene dos clasificaciones importantes, las cuales se describen de acuerdo a su localización:

1. Epistaxis anterior: Corresponde al 90% de todas las hemorragias nasales, generalmente hay compromiso del plexo de Kiesselbach en donde es visible el sitio de lesion; la mayoría presenta sangrado de leve a moderada cantidad, son más frecuentes en niños y jóvenes, fáciles de solucionar.

2. Epistaxis posterior: Corresponde al 10-15% de todos los casos. Aquí la arteria esfenopalatina es la principal responsable, imposibilitando la visualización del sitio de la hemorragia. Por lo general e sangrado es de moderada a gran cantidad, la mayoría de las veces se presenta en pacientes adultos y es mas difícil de tratar ameritando muchas veces tratamiento quirúrgico.

hemorragia nasal causas

¿Cuáles son las causas del sangrado de la nariz?

La causa de los sangrados de la nariz se pueden dividir en dos categorías, factores locales y sistémicos. los cuales describiremos a continuacion:

Factores locales (dentro de la nariz):

  • Deformidades anatómicas
  • Inhalación de productos químicos
  • Reacción inflamatoria (por ejemplo, en infecciones agudas del tracto respiratorio, sinusitis crónica, rinitis alérgica e irritantes ambientales)
  • Cuerpos extraños que entren por las fosas nasales
  • Tumores intranasales (Carcinoma nasofaríngeo en adultos, y angiofibroma juvenil en hombres adolescentes)
  • Forjado nasal O2 (terapia de presión positiva continua)
  • Uso del spray nasal
  • Cirugía
  • Traumatismos directos

sangrado por la nariz

Factores sistémicos (lejos de la nariz):

  • Medicamentos: anticoagulantes como la aspirina, warfarina, clopidogrel, entre otroas
  • Intoxicación alcohólica (debido a la vasodilatacion)
  • Fallo cardíaco (debido a un aumento de la presión venosa)
  • Neoplasias hematologicas (leucemia)
  • Hipertension (emergencia hipertensiva)
  • Enfermedades infecciosas
  • Por malnutrición (especialmente la anemia)
  • Narcoticos
  • Trastornos vasculares
  • Rigidez muscular, como la causada por escoliosis (los músculos endurecidos provocan la compresión de los vasos sanguíneos, resultando en sangrados nasales en el lado enriquecido).

¿Cuál es el tratamiento del sangrado de la nariz?

La aplicación local de un agente vasoconstrictores ha demostrado reducir el tiempo de sangrado en casos benignos de epistaxis; Tal es el caso de la fenilefrina o la nafazolina que están ampliamente disponibles en los sprays nasales.

Si esta medida simples no funciona, entonces la intervención médica puede ser necesaria para detener el sangrado. Las medidas más comunes son:

  • Cauterización química: utilizando una aplicación local de nitrato de plata para cauterizar vasos superficiales.
  • La cauterización eléctrica: utilizando un electrocauterio en la región del sangrado después de administrar anestesia local.
  • Cauterización endoscópica: utilizando un endoscopio flexible o rígido se localiza la región de la arteria realizando la cauterización.
  • Tapón nasal anterior: indicado en presencia de sangrado difuso o no localizado y cuando los métodos acentuados no son efectivos. Se aplica anestesia local con un algodón empapado en anestésico.
  • Tapón nasal posterior: realizado cuando el anterior no resuelve el sangrado, comúnmente usado en casos de traumas.

¿Cuál es la manera correcta de actuar ante un sangrado de la nariz?

Si eres de las personas que tiene sangrado nasales recurrentes o tienes algun familiar que presenta dicho sintoma, esto es la forma correcta que debes actuar para detener el sangrado

1. Lo más importante es darte cuenta si la hemorragia proviene o no de los vasos de las
fosas nasales (ya que muchas veces proviene de otro sitio donde es probable que el sangrado no ceda)

2. Inclina tu cabeza hacia delante, de esta manera evitaras ingerir sangre y prevenir los vómitos.

3. Tampoco de acuestes ya que esto hará que de igual forma la sangre vaya a la parte posterior e ingrese hacia el estomago

4. El flujo de sangre normalmente se detiene cuando la sangre coagula, lo que puede ser incentivado por presión directa, presionando la parte carnosa y suave de la nariz. Se aplica presión sobre el Área de Little (Área de Kiesselbach) la fuente de la mayoría de las hemorragias nasales y así se promueve la coagulación.5. La presión debe ser firme durante al menos 5 o 20 minutos

6. Si tienes gotas nasales vasoconstrictoras como las que se menciono anteriormente las puedes aplicar también, esto ayudara a detener el sangrado.

7. Si el sangrado persiste debes acudir al medico para que te examine y te coloque medicación.

como para una hemorragi nasal

Referencias bibliográficas:

  1.  «Definition of EPISTAXIS»www.merriam-webster.com (en inglés). (Consultado el 24 de abril de 2019).
  2. E. SMITH, NANCY; KUHN TIMBY, BARBARA (2005). Enfermagem Medico-Cirurgica (en inglés). MANOLE. p. 336. ISBN 978-85-204-1710-2.
  3. «Epistaxe» (pdf). Otorrino USP. p. 1. (Consultado el 24 de abril de 2019).
  4. Kucik, Corry J.; Clenney, Timothy L. (15 de enero de 2005). «Management of Epistaxis»American Family Physician (en inglés) 71 (2). ISSN 0002-838X. (Consultado el 24 de abril de 2019).

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here