Depresión en los adultos, ¿Cómo salir adelante?

1
845
Depresion en los adultos

La depresión es el trastorno mental más frecuente que afecta desde niños hasta adultos y es, además, una de las principales causas de discapacidad en el mundo. Aunque es una enfermedad tratable, seis de cada diez personas que la padecen en América Latina y el Caribe, no buscan o no reciben el tratamiento que necesitan.

Asimismo una persona que tiene depresión tendrá emociones intensas de ansiedad desesperanza, negatividad e impotencia, y los sentimientos permanecen con ellos en lugar de desaparecer. Cuando una persona padece de depresión, tiene problemas en su vida cotidiana durante semanas. La depresión es una enfermedad grave que necesita tratamiento.

¿Que es la depresión en los adultos?

La depresión, que también se conoce como trastorno depresivo mayor o depresión clínica, provoca angustia mental y repercute en la capacidad de las personas para llevar a cabo las tareas cotidianas.

Es decir, afecta los sentimientos, los pensamientos y el comportamiento de una persona, puede causar una variedad de problemas físicos y emocionales. Es posible  que la persona presente dificultades para realizar las actividades cotidianas y que, a veces, sienta que no vale la pena vivir.

Que es la depresión en los adultos

Más que solo una tristeza pasajera, la depresión no es una debilidad y uno no puede recuperarse de la noche a la mañana de manera sencilla. La depresión puede requerir tratamiento a largo plazo.

La depresión puede llegar a hacerse crónica o recurrente, en su forma más grave, puede conducir al suicidio. Si es leve, se puede tratar sin necesidad de medicamentos, pero cuando tiene carácter moderado o grave se pueden necesitar medicamentos y psicoterapia profesional.

¿Cuáles son los diferentes tipos de depresión?

Según National Institute of mental health existen varios tipos de trastornos depresivos los cuáles son:

1.- El trastorno depresivo grave

También llamado depresión grave, se caracteriza por una combinación de síntomas que interfieren con la capacidad para trabajar, dormir, estudiar, comer, y disfrutar de las actividades que antes resultaban placenteras.

La depresión grave incapacita a la persona y le impide desenvolverse con normalidad. Un episodio de depresión grave puede ocurrir solo una vez en el curso de vida de una persona, pero mayormente, recurre durante toda su vida.

2.- El trastorno distímico

También llamado distimia, se caracteriza por sus síntomas de larga duración (dos años o más), aunque menos graves, pueden no incapacitar a una persona pero sí impedirle desarrollar una vida normal o sentirse bien. Las personas con distimia también pueden padecer uno o más episodios de depresión grave a lo largo de sus vidas.

Algunas formas de trastorno depresivo muestran características levemente diferentes a las descritas anteriormente o pueden desarrollarse bajo circunstancias únicas. Sin embargo, no todos los científicos están de acuerdo en cómo caracterizar y definir estas formas de depresión. Estas incluyen:

3.- Depresión psicótica

Que ocurre cuando una enfermedad depresiva grave está acompañada por alguna forma de psicosis, tal como ruptura con la realidad, alucinaciones, y delirios.

4.- Depresión posparto

La cual se diagnostica si una mujer que ha dado a luz recientemente sufre un episodio de depresión grave dentro del primer mes después del parto. Se calcula que del 10 al 15 por ciento de las mujeres padecen depresión posparto luego de dar a luz.

5.- El trastorno afectivo estacional

Se caracteriza por la aparición de una enfermedad depresiva durante los meses del invierno, cuando disminuyen las horas de luz solar. La depresión generalmente desaparece durante la primavera y el verano. El trastorno afectivo estacional puede tratarse eficazmente con terapia de luz, pero aproximadamente el 50% de las personas con trastorno afectivo estacional no responden solamente a la terapia de luz.

Los medicamentos antidepresivos y la psicoterapia pueden reducir los síntomas del trastorno afectivo estacional, ya sea de forma independiente o combinados con la terapia de luz.

6.- El trastorno bipolar

También llamado enfermedad maníaco-depresiva, no es tan común como la depresión grave o la distimia. El trastorno bipolar se caracteriza por cambios cíclicos en el estado de ánimo que van desde estados de ánimo muy elevado como manía a estados de ánimo muy bajo por ejemplo la depresión. Puede leer mas acerca de este trastorno en el siguiente articulo trastorno bipolar: Síntomas y que hacer al respecto.

¿Cuáles son los síntomas de la depresión en la adultez?

La depresión es una enfermedad clínica severa. Es más que sentirse “triste” por algunos días. Si usted tiene depresión, esos sentimientos no desaparecen, persisten e interfieren con su vida cotidiana. Del mismo modo no todas las personas con enfermedades depresivas padecen los mismos síntomas.  La gravedad, frecuencia, y duración de los síntomas pueden variar según la persona y su enfermedad en particular. Los síntomas pueden incluir:

sintomas de la depresion

  • La persona presenta sentimientos persistentes de tristeza, ansiedad, o vacío.
  • Se siente con desesperanza y/o pesimismo.
  • Sentimientos de culpa, inutilidad, y/o impotencia.
  • Irritabilidad, inquietud.
  • Pérdida de interés en las actividades o pasatiempos que antes disfrutaba, incluso las relaciones sexuales.
  • Fatiga y falta de energía.
  • Dificultad para concentrarse, recordar detalles, y para tomar decisiones.
  • Insomnio, despertar muy temprano, o dormir demasiado.
  • Comer excesivamente o perder el apetito.
  • Pensamientos suicidas o intentos de suicidio.
  • Dolores y malestares persistentes, dolores de cabeza, cólicos, o problemas digestivos que no se alivian incluso con tratamiento.

¿Qué causa la depresión?

Las causas posibles incluyen una combinación de fuentes biológicas, psicológicas y sociales de angustia. Cada vez son más las investigaciones que sugieren que estos factores pueden ocasionar cambios en la función cerebral, como la actividad anormal de ciertos circuitos neuronales en el cerebro.

Se desconoce la causa exacta de la depresión. Sin embargo, en la química del cerebro los neurotransmisores son sustancias químicas que se encuentran naturalmente en el cerebro y que probablemente desempeñan un rol en la depresión.

Las investigaciones recientes indican que los cambios en la función y el efecto de estos neurotransmisores, y cómo interactúan con los neurocircuitos involucrados en mantener la estabilidad del estado de ánimo pueden tener un rol importante en la depresión y su tratamiento.

Consecuencias de la depresión 

La depresión es un trastorno grave que puede causar efectos devastadores tanto en ti como en tus familiares. La depresión suele empeorar si no se trata y puede derivar en problemas emocionales, de conducta y de salud que pueden afectar todos los aspectos de tu vida.

Consecuencias de la depresion 

Algunas de las complicaciones relacionadas con la depresión comprenden:

  • Sobrepeso u obesidad, que pueden derivar en enfermedades cardíacas o diabetes.
  • Dolor o enfermedad física.
  • Consumo inapropiado de alcohol o de drogas.
  • Ansiedad, trastorno de pánico y fobias sociales.
  • Conflictos familiares, dificultades en tus relaciones y problemas en la escuela o el trabajo.
  • Aislamiento social.
  • Sentimientos suicidas, intentos de suicidio o suicidio.
  • Automutilación, como por ejemplo cortes.
  • Muerte prematura a raíz de enfermedades.

¿Cuáles son los factores de riesgo que contribuyen a la depresión en los adultos?

La depresión puede ocurrir a cualquier edad, pero a menudo comienza en la edad adulta. Ahora se reconoce que la depresión ocurre en niños y adolescentes, aunque a veces presenta una irritabilidad más prominente que un estado de ánimo bajo puede consultar para mayor información en el siguiente articulo “Depresión en niños y adolescentes”. Muchos trastornos crónicos del estado de ánimo y la ansiedad en adultos comienzan como altos niveles de ansiedad en su niñez.

Algunos de los factores que parecen aumentar el riesgo de que se manifieste la depresión son:

  • Ciertos rasgos de la personalidad, como tener la autoestima baja y ser demasiado dependiente, muy autocrítico o pesimista.
  • Situaciones traumáticas o estresantes, como maltrato físico o abuso sexual, la muerte o la pérdida de un ser querido, una relación difícil o problemas económicos.
  • Familiares consanguíneos que tienen antecedentes de depresión, trastorno bipolar, alcoholismo o suicidio.
  • Ser lesbiana, gay, bisexual, transgénero o presentar variaciones en el desarrollo de los órganos genitales que no son claramente ni masculinos ni femeninos (intersexualidad) en un entorno que no brinda apoyo.
  • Antecedentes de otros trastornos de salud mental, como un trastorno de ansiedad, de la alimentación o de estrés postraumático.
  • Abuso de alcohol o de drogas recreativas.
  • Una enfermedad grave o crónica, como cáncer, un accidente cerebrovascular, dolor crónico o una enfermedad cardíaca.
  • Ciertos medicamentos, como los que se indican para la presión arterial alta o las pastillas para dormir.

factores de riesgo depresion

A otras personas les puede afectar como resultado de una suma de factores y acontecimientos: Cuando migramos y dejamos atrás nuestro país, familia y amigos más queridos, es decir salimos de nuestra zona de confort. También, cuando sentimos falta de habilidad para comunicarnos; cuando nos resulta difícil entender e integrarnos a una nueva cultura. Sin embargo, hay gente que puede llegar a sentirse deprimida sin ninguna advertencia previa.

Diagnóstico de la depresión en los adultos 

Los síntomas deben durar al menos dos semanas para un diagnóstico de depresión. Además, las condiciones médicas, por ejemplo, problemas de tiroides o un tumor cerebral pueden presentar los mismos síntomas de la depresión, por lo que es importante descartar causas médicas generales esto debe ser evaluado por su médico y de descartar las causas médicas pasara a una evaluación psicológica.

La depresión aun en los casos más graves es totalmente tratable, por ello la importancia de detectarlo a tiempo y así comenzar el tratamiento así será más efectivo para prevenir una repetición o alguna otra enfermedad mayor.

Tratamiento

Hay tratamientos eficaces para la depresión en sus diferentes tipos. Los profesionales en el área de la salud mental pueden ofrecer tratamientos psicológicos, como la terapia cognitiva conductual y la psicoterapia interpersonal, o medicamentos antidepresivos, como los inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina y los antidepresivos tricíclicos.

Se debe tomar en cuenta que los posibles efectos adversos de los antidepresivos, las posibilidades de llevar a cabo otro tipo de intervención y las preferencias individuales. Los antidepresivos pueden ser eficaces en la depresión moderada a grave, pero no son el tratamiento de elección en los casos leves, y no se deben utilizar para tratar la depresión en niños ni como tratamiento de primera opción en los adolescentes, en los que hay que utilizarlos con precaución.

¿Cómo salir adelante con la depresión?

Una vez diagnosticada la depresión en una persona puede ser tratada con varios métodos los más comunes son la medicación y la psicoterapia. Sin embargo, algunas personas que sufren de depresión, no tienen la voluntad, ni la energía para buscar ayuda y someterse a un tratamiento. Otras, no ven sus síntomas de forma clara, o niegan que los tienen. A medida que usted comience a reconocer su depresión y comience con un tratamiento, el pensamiento negativo desaparecerá.

Si un ser querido está sufriendo de depresión, no lo deje solo, háblele sobre su preocupación y sobre todo ayúdele llamando al doctor, haciendo una cita para ellos. Los miembros de la familia o amigos de confianza pueden participar en el tratamiento.

Como salir adelante con la depresion

Asimismo, algunas de las estrategias para salir adelante con la depresión son:

  • Comience a practicar actividades o ejercicios físicos moderados. Vaya al cine, a algún juego de pelota, o a algún otro evento o actividad que solía disfrutar. Participe en actividades religiosas, sociales, o de otro tipo.
  • Tome la decisión de pedir ayuda.
  • Siga los consejos de su doctor y cumpla con todas las citas.
  • Asignese metas realistas.
  • Divida las tareas grandes en tareas pequeñas, establezca algunas prioridades, y haga lo que pueda cuando pueda.
  • Trate de pasar tiempo con otras personas y elija un amigo(a) o familiar de confianza como confidente. Trate de no aislarse y deje que los demás lo ayuden.
  • Espere que su ánimo mejore poco a poco y no de inmediato. No espere salir de su depresión con un “abrir y cerrar de ojos”. Frecuentemente, durante el tratamiento de la depresión, el sueño y el apetito comenzarán a mejorar antes de que su estado de ánimo deprimido desaparezca.
  • Aplace las decisiones importantes, tales como contraer matrimonio, divorciarse, o cambiar de empleo, hasta que se sienta mejor. Hable sobre decisiones con otras personas que lo conozcan bien y tengan una visión más objetiva de su situación.
  • Recuerde que los pensamientos positivos reemplazará los pensamientos negativos a medida que su depresión responda al tratamiento.

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here