Insomnio: Un problema muy frecuente en la actualidad

0
2350
INSOMNIO QUE ES EL INSOMNIO COMO SUPERAR EL INSOMNIO

«El insomnio es horrible. Te estas apagando, quiero decir, te sientes cansado. Ya quieres descansar, sin embargo, no puedes dormir y es la misma historia casi todas las noches de mi vida desde hace mucho tiempo, incluso años».

El insomnio es un tema que tal vez no se trata a menudo. Sin embargo se encuentra presente en la vida de muchas personas y causa estragos y frustraciones que afectan significativamente a quienes lo padecen.

¿Qué es el insomnio?

El insomnio es la incapacidad para conciliar el sueño o en otras palabras el no poder dormir. Además, si finalmente se concilia el sueño, éste se caracteriza por no ser reparador. Quien padece de dificultad para conciliar el sueño se siente somnoliento y fatigado durante el resto del día.

Aunque el insomnio produce malestar lo suficientemente significativo para considerarlo un problema que merece solución. Es importante señalar que éste no es un problema que se presente de manera individual o aparezca solo. Es más exacto pensar que el insomnio es un síntoma de otro problema. El problema que causa el insomnio depende cada persona y de que cada contexto en el que ésta se desarrolla.

¿Cuáles son los síntomas del insomnio?

Los síntomas generales del insomnio son los siguientes:

  • Dificultad para conciliar el sueño a pesar de estar cansado.
  • Despertarse frecuentemente durante la noche.
  • Problemas para volver a dormir cuando se despierta.Sueño no reparador.
  • Recurrir a pastillas o alcohol para dormir.
  • Despertar muy temprano en la mañana.
  • Somnolencia, fatiga o irritabilidad durante el día.
  • Dificultad para concentrarse durante el día.

¿Cuáles son los tipos de Insomnio?

El insomnio se diferenciar por su duración en dos tipos:

Insomnio Agudo:

El insomnio agudo es breve y suele darse como consecuencia de situaciones específicas. Por ejemplo: la noche previa a un examen, luego de un rompimiento sentimental, por problemas económicos o después de recibir cualquier noticia estresante o mala. Muchas personas pueden haber experimentado este tipo de interrupción del sueño pasajero, y tiende a resolverse sin ningún tratamiento.

Insomnio Crónico:

El insomnio crónico es un sueño interrumpido que ocurre al menos tres noches por semana. Y dura como mínimo tres meses. El insomnio crónico puede tener muchas causas: cambios en el ambiente, hábitos de sueño poco saludables, y es muy frecuente en casos donde existe relación con otros problemas médicos o psiquiátricos que podrían llevar a un patrón a largo plazo de insomnio.

¿Por qué se da el insomnio?

El insomnio no tiene una sola causa, puede deberse a distintas causas. Las causas más frecuentes son las siguientes:

Enfermedad por Reflujo Gastroesofágico

La enfermedad por reflujo gastroesofágico (ERGE) causa ardor de estómago y reflujo ácido, los cuales pueden interrumpir el sueño. Se ha encontrado que tres de cada cuatro personas experimentan problemas para conciliar el sueño debido a los síntomas de la ERGE. El reflujo de ácido y alimentos en el esófago puede empeorar la acidez estomacal cuando se acuesta, especialmente si se come antes de dormir y se tiene esta condición. La ERGE puede estar causado por sensibilidad a ciertos alimentos, una dieta inadecuada, estrés o infecciones intestinales. Para controlar la ERGE es necesario realizar análisis que permitan identificar su causa y poder seguir el tratamiento necesario para su solución.

Hipertiroidismo

El hipertiroidismo puede afectar significativamente el sueño. El hipertiroidismo aumenta los procesos metabólicos y estimula en exceso el sistema nervioso, lo que ocasiona temblores, sudor nocturno, taquicardia y ansiedad, condiciones que definitivamente causan la aparición del insomnio. Es recomendable que pueda acercarse a un especialista Endocrinólogo para que pueda determinar si ésta es la posible causa de la incapacidad para conciliar el sueño que padece para poder brindarle una solución.

Limitaciones Neurológicas

Las enfermedades causadas por problemas neurológicos, como la enfermedad de Parkinson y la esclerosis múltiple, están implicadas en los casos de insomnio. La mayoría de las personas con Parkinson tienen insomnio y las personas con esclerosis múltiple tienen tres veces más probabilidades de tener trastornos del sueño o de mala calidad del sueño. Esto se debe principalmente al dolor y temblores experimentados.

Problemas respiratorios

La dificultad para respirar mientras está acostado puede causar insomnio. Los esteroides y otros medicamentos para problemas respiratorios tienen un efecto estimulante similar a la cafeína, lo que hace que sea más difícil conciliar el sueño.

 Ansiedad y depresión

Muchas de las condiciones anteriores pueden desencadenar trastornos del estado de ánimo como la ansiedad y la depresión. La dificultad para conciliar el sueño y, por lo tanto, sentirse aún más cansado durante la mañana son características de estos problemas psicológicos. Aproximadamente un 90% de las personas con depresión experimentan insomnio, y la preocupación y la tensión persistentes asociadas con la ansiedad pueden mantenerlo despierto toda la noche, ya que quienes presentan problemas por ansiedad o depresión tienen pensamientos repetitivos sobre hechos del pasado, presente o futuro que están fuera de su control o se siente incapaces de cambiar.

Uso de drogas

Los casos de insomnio tienen mucha relación con el uso de medicamentos para la tos y el resfriado; drogas ilegales como la cocaína, las anfetaminas y las metanfetaminas; la nicotina de los cigarros, el abuso de drogas ilegales como la cocaína, las anfetaminas y las metanfetaminas y el consumo de alcohol y el alcoholismo.

El alcohol a menudo es considerado como un sedante o una droga calmante. Si bien el alcohol puede inducir el sueño, la calidad del sueño a menudo se fragmenta durante la segunda mitad del período de sueño. El alcohol aumenta el número de veces que la persona que to ingiere en grandes cantidades para inducir el sueño despierte durante la noche, cuando el efecto relajante del alcohol desaparece. En realidad, el consumo de alcohol, aunque logra hacerlo dormir, impide obtener el sueño profundo que necesita, sólo logra hacerlo llegar hasta las etapas iniciales del sueño.

Es recomendable realizar exámenes de rutina para problemas de sueño en personas que presentan abuso de sustancias. La recaída frecuente es un problema común en el abuso de sustancias, y no se sabe si a ciencia cierta si fue el insomnio el que causó el problema de consumo de sustancias o al revés, por ello es necesario tratar de manejar ambos temas, aceptar que se tiene un problema de consumo y que éste consumo no es la solución, además de contar con un acompañamiento de familiares o amistades que comprendan la situación de riesgo que esto representa para lograr una mejoría. El diagnóstico precoz podría ayudar a disminuir las recaídas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here