Lupus eritematoso sistémico: ¿Cuáles son los síntomas que me alertan sobre el?

0
302

El lupus eritematoso sistémico (LES) es una de las enfermedades reumatologicas más frecuentes en la actualidad, es decir, esta incluida dentro de las patologías inmunitarias en donde el cuerpo reacciona produciendo anticuerpos para atacarse asi mismo. Anteriormente se pensaba que afectaba a 10 personas por cada 100.000 habitantes pero según el estudio EPISER ha podido determinar que afecta a 5 personas por cada 100.000 habitantes.

Esto es una cifra alarmante ya que cualquier persona la puede padecer, es por ello que es importante tener un mejor conocimiento tanto de la enfermedad como de los sintomas de alarma que permitan diagnosticar esta patología en sus etapas tempranas y de esta manera permitir una mayor tasa de supervivencia en los pacientes.

Es por ello que en el siguiente articulo de “Hoy Aprendí” conocerás todo relacionado a esta enfermedad.

¿Qué es el lupus eritematoso sistémico?

El LES es la enfermedad autoinmunitaria NO organoespecífica por excelencia, es decir, el organismo produce numerosos anticuerpos dirigidos contra antígenos celulares propios del organismo porque piensa que se tratan de un agente extraño, cuyo resultado final son lesiones inflamatorios de múltiples órganos y sistemas. Principalmente, se afectan los riñones, la piel y las mucosas, el sistema musculoesqueletico, el sistema cardíaco, el sistema cardíaco y el sistema respiratorio.

lupus1

¿Quienes pueden padecer de lupus eritematoso sistémico?

  • Sexo: la incidencia del LES es 10 veces más alta en las mujeres que en los hombres,​ correspondiendo el 90 % de los casos a mujeres en edad reproductiva.
  • Factores étnicos: el LES tiene una distribución universal, afectando a todas las razas y estando presente en todos los continentes. Sin embargo, es 2 a 3 veces más frecuente en las mujeres afrodescendientes que en las caucásicas.
  • Edad de inicio: el comienzo de la enfermedad en el 65 % de los casos es entre los 16 y 65 años. Frente a un 20 % de inicio antes de los 16 años y un 15 % después de los 55 años.

¿Cómo se origina el lupus?

La alteración principal consiste en que las células de este sistema agreden a las células del propio organismo, causando inflamación y daño en los tejidos. En este sentido, la
característica principal del lupus es la producción de autoanticuerpos, es decir anticuerpos dirigidos frente a las propias células del cuerpo. Estos autoanticuerpos se producen por la sobreestimulación de las células B, que son las que los producen. Un tipo específico de autoanticuerpos son los anticuerpos anti-DNA, que son los específicos de esta enfermedad.

como se origina el lupus

Entre las causas que se han asociado al origen del lupus tenemos: 

Factores genéticos: Los genes más habituales que predisponen al lupus se ubican en la región del HLA (antígenos leucocitarios humanos), especialmente en genes con HLA de clase II DR y DQ, incluyendo HLA-DR2 y HLA-DR3, así como en genes de clase III que codifican algunos componentes del sistema de complemento

Los factores hormonales: Como es mas común en las mujeres se ha asociado con la producción de estrogenos que estas liberan ya que estimulan a los linfocitos T y B, macrofagos y citocinas amplificando su activación y supervivencia, con lo que se favorece una respuesta inmune más prolongada.

Factores ambientales: Se han propuesto varios factores ambientales que podrían intensificar o desencadenar un cuadro clínico de lupus, probablemente a través de sus efectos sobre el sistema inmune. Entre los factores de este tipo se incluye el tabaquismo, la dieta, la exposición a sílice, la exposición a la radiación ultravioleta, algunas infecciones y ciertos fármacos.

¿Cuáles son los síntomas que me alertan de un lupus eritematoso sistémico?

Como se ha comentado, el lupus eritematoso sistémico es una enfermedad en la que se pueden afectar numerosos órganos y sistemas. Entre las manifestaciones clínicas podemos considerar las siguientes:

1. Manifestaciones generales: 

Tales como el cansancio, la fiebre, la pérdida de apetito y la pérdida de peso. Todos ellos son frecuentes tanto al inicio como en el trascurso de la enfermedad. La fiebre es un síntoma muy importante porque puede deberse a la propia enfermedad o a una infección que pueda coexistir, por lo que es fundamental diagnosticar la causa para aplicar el tratamiento más correcto.

2.  Sistema musculo-esquelético: 

Un 90% de los pacientes con lupus eritematoso sistémico presenta afectación del aparato locomotor. Suele producirse al inicio de la enfermedad y durante su
evolución. Pueden presentarse artralgias, es decir, dolor articular de características inflamatorias peculiares, o artritis (inflamación articular evidenciable). La artritis puede ser migratoria o episódica, pero también poliarticular si afecta a muchas articulaciones, fundamentalmente las de manos y pies.

3. Sistema hematológico:

En el lupus puede haber disminución del número de todos los tipos de células sanguíneas. La leucopenia (disminución de glóbulos blancos) suele ser muy frecuente, aunque también puede estar causada por algunos medicamentos que se utilizan en esta enfermedad. La anemia (disminución de glóbulos rojos) es una manifestación frecuente en el transcurso del LES. Puede ser crónica, por muchos factores, aunque la más característica y grave es un tipo de anemia hemolítica (destrucción de los glóbulos rojos). También puede producirse disminución de las cifras de plaquetas y alteraciones en la coagulación. Entre estas últimas, la más característica es la que producen algunos autoanticuerpos, que puede aumentar el riesgo de padecer trombosis.

4. Sistema cardíaco:

Hasta un 25% de los pacientes con LES puede tener pericarditis (inflamación del tejido que rodea el corazón), pero también en menor frecuencia se pueden producir otro tipo de alteraciones. El infarto de miocardio afecta más a los pacientes con LES, por lo que su prevención, tratando con precocidad la hipertensión, la hipercolesterolemia, la diabetes, la obesidad y el tabaquismo, es fundamental.

5.  Sistema Respiratorio:

La pleuritis, es decir, la inflamación de la pleura que rodea los pulmones, puede aparecen en el 50% de los casos, pero también puede aparecer afectación del interior del pulmón en forma de neumonitis, inflamación o hemorragia pulmonar, que son menos frecuentes pero muy graves.

DERRAME PLEURAL

6. Sistema gastrointestinal:

Son más raras pero pueden aparecer múltiples manifestaciones asociadas al uso de medicamentos. Entre ellas las nauseas, vómitos, diarrea, peritonitis, pancreatitis y alteraciones hepáticas en las fases avanzadas de la enfermedad

7. Sistema Renal:

Se encuentra afectación renal clínica aproximadamente un 50 % de los pacientes. La afectación renal habitualmente ocurre en los primeros años de la enfermedad y debería ser detectada de modo temprano mediante análisis periódicos de orina y de la función renal. Una hematuria o proteinuria indoloras suelen ser el único hallazgo inicial renal debido a la glomerulonefritis (inflamación del glomérulo renal).

8. Sistema Neurológico: 

Las complicaciones neurológicas del LES incluyen disfunción cognitiva, síndrome cerebral orgánico (un estado confusional agudo), delirio, psicosis, crisis convulsivas de cualquier tipo, cefalea (migrañosa o inespecífica), neuropatías perifericas. Otros problemas neurológicos menos frecuentes son trastornos del movimiento, neuropatías craneales, mielitis y meningitis.

9. Sistema dermatológico:

Aparecen en el 80% de los pacientes y son muy típicas, siendo la lesión cutánea especifica y más reconocida la erupción malar o eritema en alas de mariposa, presente en el 30-50 % de pacientes. La erupción malar es una erupción eritematosa fija, plana o elevada que afecta a mejillas y puentes de la nariz, y que con frecuencia afecta a la barbilla y pabellones auriculares. La erupción respeta el surco nasolabial y suele fluctuar con la actividad de la enfermedad.

Entre las manifestaciones cutáneas inespecíficas de la enfermedad destacan fotosensibilidad, la alopecia no cicatricial, fenómeno de Raynaud y las úlceras orales y nasales (ocurren en el 50% de los casos).

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here