No todo niño con hiperactividad tiene TDHA

0
640
hiperactividad
Hoy en día los niños no paran de moverse, tienen exceso de energía y como padres nos preguntamos si se trata de una etapa de inquietud, travesuras, parte de su desarrollo emocional o del tan escuchado trastorno por déficit de atención con hiperactividad.
El hecho de que un niño tenga síntomas de falta de atención, impulsividad o hiperactividad no significa que tenga TDHA, puede estar relacionado con la etapa normal de la infancia o a ciertas afecciones médicas, trastornos psicológicos y eventos estresantes de la vida que pueden causar síntomas que se parecen al trastorno por déficit de  atención con hiperactividad.
El caso es que el niño con hiperactividad no solo tiene una actitud intranquila y es totalmente tratable una vez que es diagnosticada, pero antes de averiguarlo debemos conocer, ¿Qué es la hiperactividad?, ¿Cómo saber si mi hijo es hiperactivo o es una etapa de la infancia? entre otras responderemos en el artículo.

¿Qué es la hiperactividad?

Es la dificultad o la imposibilidad para controlar nuestros impulsos, emociones y conductas, según, la edad del niño, su frecuencia e intensidad, podemos decir que se trata de algo normal presente en todos los niños o de algo que puede ser indicativo de alguna patología y que, por lo tanto, tenemos que acudir a un especialista del área de la salud.

El niño con hiperactividad no solamente mueve mucho su cuerpo, también sus cerebros tienen dificultad para tranquilizarse.

Síntomas de la hiperactividad

Los signos y síntomas del TDAH suelen aparecer antes de los siete años. Sin embargo, puede ser difícil distinguir entre el trastorno por déficit de atención con hiperactividad y el comportamiento infantil normal. Del mismo modo la hiperactividad puede manifestarse de forma distinta en las diferentes etapas de la vida.

Estas son algunas de las conductas comunes en la hiperactividad:

  • Habla constantemente y con frecuencia interrumpe a los otros
  • Se mueve dé lugar a lugar rápidamente y con torpeza
  • Se sigue moviendo, incluso cuando está sentado
  • Choca con las cosas
  • Se mueve mucho y toca todo lo que está a su alrededor
  • Tiene problemas para sentarse quieto durante las comidas y durante otras actividades tranquilas
  • Le cuesta permanecer quieto cuando es necesario

¿Cómo saber si los niños son hiperactivos o inquietos? 

En la etapa de educación infantil, es normal que los niños entre los 5 a 6 años sean movidos, inquietos, impacientes, con dificultad para atender a una tarea durante muchos minutos, necesitados de refuerzos provenientes del exterior, tienden a reaccionar impulsivamente antes que, a responder de manera racional y calmada, entre otros.

Todas estas características nos indican que es sano y normal en esas edades, por lo tanto, si nuestro hijo no es capaz de centrar su atención durante un par de minutos en determinada tarea, si es impulsivo o no para quieto de un sitio para otro, no podemos concluir que sea hiperactivo, sino más bien que se trata de un niño. El niño inquieto o nervioso no presenta dificultades en sus relaciones con su entorno y no presenta un malestar psicológico significativo.

niños con hiperactividad

Ahora bien, si estas características se siguen manteniendo en un niño que está en los primeros años de educación primaria, algo puede estar pasando y se debe acudir a un especialista. Esto no quiere decir que nuestro hijo pueda ser diagnosticado con TDAH, a lo mejor consiste en que debemos enseñarle estrategias de autorregulación emocional.

A veces estas manifestaciones son parte normales de su desarrollo y en otras ocasiones son problemáticas muy diferentes del TDAH como son la depresión infantil, miedos escolares, dificultades en las relaciones sociales o ansiedad. Ahora mencionaremos algunas características que se consideran normal en la etapa infantil del niño.

Características que se consideran normal en los niños de 0 a 6 años: 

1.- Mantener la atención

Durante periodos cortos de tiempo  en caso de que la tarea sea atractiva y motivante para el niño, se puede mantener un poco más de tiempo la atención.

2.- Impulsividad en los niños pequeños

se caracterizan por reaccionar de manera impulsiva, automática y poco controlada, ya que el área cerebral que se encarga del control de los impulsos y las emociones aún no tiene la suficiente madurez para controlarlos y gestionarlos.

3.- Movimientos frecuentes

En la etapa infantil, los niños son muy movidos e inquietos. Es la forma que tenemos cuando somos pequeños de mostrar nuestra curiosidad por las cosas y personas que nos rodean.

4.- Dificultad para regular sus emociones

El niño no es hasta los 6-7 años que su corteza prefrontal está preparada para gestionar las diferentes emociones que tiene a lo largo del día como tristeza, miedo, alegría y rabia.

¿Qué hacer si mi hijo tiene hiperactividad? 

Si su hijo tiene hiperactividad primero se debe consultar a un profesional de salud mental para que explore y descarte las siguientes posibilidades: Problemas de aprendizaje o de lectura, escritura, las habilidades motoras o el lenguaje. También, eventos importantes de la vida o experiencias traumáticas, trastornos psicológicos que incluyen ansiedad o depresión, trastornos del comportamiento y por ultimo afecciones médicas.

sintomas de hiperactividad

Para el diagnóstico, los síntomas deben darse en todos los ámbitos del niño, tanto en casa como en el colegio, y provocar un malestar psicológico, dificultades para la adaptación social y afectar al rendimiento académico.

Si recibe un diagnóstico de TDAH, puede trabajar con el médico, el terapeuta y la escuela de su hijo para elaborar un plan de tratamiento personalizado que satisfaga sus necesidades específicas. Implementar una mejor dieta y plan de ejercicios, y modificar el ambiente del hogar para minimizar las distracciones, también incluir a su hijo a terapia.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here