¿Eres de los que te obsesionas con la limpieza, los gérmenes y la suciedad?

0
231
¿Tienes obsesión o compulsión a ciertos objetos o gérmenes?

Todos alguna vez hemos tenido obsesión a contraer gérmenes o a la suciedad que son los pensamientos obsesivos y conductas compulsivas a la limpieza por ejemplo, a el lavado de las manos en respuesta al temor de un contagio con gérmenes, o la verificación repetida de un trabajo o actividad en busca de errores todos estos inconscientemente.

Esto es llamado trastorno obsesivo compulsivo, que es una condición común de salud mental. Estos pensamientos obsesivos y conductas compulsivas forman parte de nuestra vida y pueden ser normales hasta cierto punto, sin embargo pueden llegar a ser descontrolados y obsesivos en donde predomina la ansiedad. El trastorno obsesivo compulsivo puede ser muy angustiante e interferir de manera significativa en la vida de la persona.

Sin embargo, con un tratamiento adecuado y eficaz, las personas que tienen este tipo de trastornos pueden llevar vidas normales, en las siguientes lineas te contamos más al respecto.

¿Qué es el Trastorno obsesivo compulsivo?

El trastorno obsesivo-compulsivo es un trastorno de ansiedad en el cual las personas tienen pensamientos, ideas o sentimientos (obsesiones) recurrentes e indeseables que las hacen sentir impulsadas a hacer algo repetitivamente (compulsiones). Los comportamientos repetitivos, como lavarse las manos, controlar las cosas o limpiar, pueden interferir significativamente con las actividades diarias y las interacciones sociales de una persona

Puede afectar a hombres, mujeres y niños, ademas se desarrolla a cualquier edad. Algunas personas desarrollan la condición temprano, a menudo alrededor de la pubertad, pero generalmente se desarrolla durante la edad adulta temprana.

¿Tienes obsesión o compulsión a ciertos objetos o gérmenes?

La característica esencial del trastorno obsesivo-compulsivo es la presencia de obsesiones o
compulsiones de carácter recurrente lo suficientemente graves como para provocar pérdidas de tiempo significativas en donde dedica más de 1 hora al día, de este modo causa un deterioro de la actividad general o un malestar clínicamente significativo.

En algún momento del curso del trastorno el individuo reconoce que estas obsesiones o compulsiones son exageradas o irracionales pero no logra detenerlas. Igualmente, estas obsesiones suelen ocasionar una disminución del rendimiento personal en las actividades o tareas cognoscitivas que requieren concentración, como son la lectura o el cálculo mental.

¿Qué son las obsesiones?

Se definen como: Ideas, pensamientos, impulsos o imágenes de carácter persistente que el individuo considera intrusas e inapropiadas y que provocan una ansiedad o malestar significativos. La persona que tiene estos pensamientos, impulsos o imágenes mentales trata de ignorarlos o de hacer que desaparezcan.

Las obsesiones más frecuentes son:

  • Ideas recurrentes sobre temas como la contaminación.
  • Dudas repetitivas.
  • Necesidad de disponer de las cosas según un orden determinado.
  • Impulsos de carácter agresivo u horroroso y fantasías sexuales.

Estos pensamientos, impulsos o imágenes no constituyen simples preocupaciones excesivas por problemas de la vida real por lo tanto es muy raro relacionarlo con hechos de la vida real. Por ejemplo, un individuo plagado de dudas sobre si ha desconectado el horno, intenta neutralizarlas comprobando una y otra vez que efectivamente se encuentra apagado.

¿Qué son las compulsiones?

Las compulsiones se definen como comportamientos o actos mentales de carácter recurrente, cuyo propósito es prevenir o aliviar la ansiedad o el malestar, pero no proporciona placer o gratificación.

En la mayoría de los casos la persona se siente impulsada a realizar la compulsión para reducir el malestar que lleva consigo una obsesión determinada o bien para prevenir algún acontecimiento o situación negativos. Sin embargo, estas conductas o pensamientos no tienen relación con la realidad o son claramente exagerados.

compulsiones

Por ejemplo, los individuos que están obsesionados por la posibilidad de contraer una enfermedad pueden aliviar este malestar mental lavándose las manos hasta que se les arruga la piel; Los individuos perturbados por la idea de haber olvidado cerrar una puerta con llave pueden sentirse impulsados a comprobar la cerradura cada 5 min.

Las compulsiones más frecuentes son:

  • Implican tareas de lavado o limpieza.
  • Comprobaciones.
  • Demandas o exigencias de certeza.
  • Actos de carácter repetitivo y puesta en orden de objetos.

¿Cuáles son sus síntomas?

Quienes sufren el trastorno obsesivo compulsivo se ven torturados diariamente por pensamientos que describen como profundamente desagradables y angustiantes, en la que no tienen ningún tipo de control sobre ellas, ya que una persona con este tipo de trastorno puede llegar a revisar sus puertas y ventanas entre 50 y 100 veces cuando la obsesión por la seguridad se instala en su mente.

¿Tienes obsesión o compulsión a ciertos objetos o gérmenes?

Los síntomas más frecuentes en  personas con trastorno obsesivo compulsivo incluyen:

Obsesiones:

  • Imágenes o pensamientos sexuales prohibidos o perversos.
  • Impulsos sexuales sobre los demás malos.
  • Obsesiones sobre la homosexualidad.
  • Miedo de contraer gérmenes y enfermedad.
  • Contaminantes ambientales.
  • Productos químicos para el hogar.
  • Suciedad.
  • Escrupulosidad/religiosidad excesiva.
  • Preocupación por la uniformidad o exactitud.
  • Ansiedad por la necesidad de saber o recordar.
  • Miedo a perder u olvidar información importante al tirar algo.
  • Incapacidad para decidir si mantener o desechar cosas.

Compulsiones:

  • Lavarse las manos excesivamente o de una manera determinada.
  • Rutinas excesivas de ducha, baño, cepillado de dientes, aseo personal o aseo.
  • Limpieza de artículos del hogar u otros objetos en exceso.
  • Revisión mental de eventos para prevenir daños.
  • Orando para prevenir daño.
  • Contar mientras se realiza una tarea para finalizar con un número bueno o correcto.
  • Comprobar que no hiciste o no harás daño a otros, y que no te has equivocado.
  • Verificar algunas partes de su condición física o cuerpo.
  • Poner las cosas en orden o arreglar las cosas hasta que “se sienta bien”.
  • Evitar situaciones que puedan desencadenar tus obsesiones.
  • Repetir las actividades de rutina y movimientos corporales.

¿Causas del trastorno obsesivo compulsivo?

Alrededor de 1 de cada 50 personas se ven afectadas por este trastorno en algún momento de su vida.  Según, investigaciones el trastorno obsesivo compulsivo debe ser una alteración del equilibrio de un compuesto químico del cerebro, la serotonina. La tendencia de la enfermedad es la de aparecer en familias determinadas.

También puede darse en familias y en personas con tics (movimientos bruscos) en la familia. Muy ocasionalmente, el TOC puede comenzar después de una enfermedad. También puede ocurrir después de un momento difícil en su vida como tener un accidente o de un evento muy estresante que la pueda desencadenar.

Criterios para el diagnóstico 

Para realizar el diagnostico del trastorno obsesivo compulsivo se requiere la presencia de obsesión y / o compulsiones que consumen mucho tiempo generalmente más de una hora al día, causan una gran angustia y afectan el trabajo, la función social u otra función importante. Este tipo de trastorno no se debe a efectos fisiológicos directos de una sustancia como drogas o de una enfermedad médica.

De este modo, en algún momento del curso del trastorno la persona reconoce estas obsesiones o compulsiones como excesivas o irracionales, esto no aplica para los niños ya que aun no son totalmente conscientes. También existe trastornos asociados como el hipocondríaco, trastorno depresivo mayor, otros trastornos de ansiedad, trastornos alimentarios y trastorno obsesivo-compulsivo de la personalidad.

Tratamiento 

Existen algunos tratamientos efectivos para el tratamiento  que pueden ayudar a reducir el impacto que el trastorno tiene en su vida. Estos se pueden dar solos o juntos. Lo más recomendable es incluir ambos tratamientos dado a su efectividad.

La terapia conductual

Se comienza con una evaluación del problema. Esto puede incluir a la persona joven y la familia que son los que llevan un diario de las obsesiones y compulsiones. El objetivo del tratamiento es enseñarle a la persona a controlar el problema, abordándolo poco a poco. La persona diseña el programa de tratamiento con el terapeuta, ya que es importante participar activamente en la planificación.

tratamiento del trastorno obsesivo compulsivo

La Prevención de Exposición y Respuesta (ERP)

Es cuando el terapeuta ayuda a la persona a enfrentar las cosas que temen y han estado evitando. Se les enseña una amplia gama de habilidades para controlar la ansiedad que crea el trastorno. A menudo, los padres u otros miembros de la familia se involucran mucho en los rituales del trastorno obsesivo compulsivo.

La medicación

Puede ser útil para controlar el trastorno aun así desafortunadamente, muchas personas que mejoran con la medicación vuelven a sentirse mal cuando se detiene la medicación. Algunas personas que necesitan medicamentos pueden tener que seguir tomándola durante mucho tiempo.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here