Sobreprotección en los niños, ¿Cómo afecta su desarrollo emocional?

0
463
Sobreproteccion en los niños

Desde el momento del nacimiento de nuestros hijos o hijo buscamos protegerlos, es algo natural e instintivo como padres pero llega un momento en el que se vuelve excesivo y hay que poner límites.  Se cree que la sobreprotección  ha evolucionado por el ritmo de vida de los padres y  la concepción de la familia lo que anteriormente en las familias muy numerosas no se conocía este término, por ello los padres de hoy planifican demasiado el tener un hijo o dos, limitando la autonomía e independencia de los niños convirtiéndolos en personas sobreprotegidas.

La sobreprotección en exceso no es un regalo o un privilegio, ayuda a calmar las angustias de los padres sí, pero con el tiempo puede ocasionar carencias afectivas, problemas emocionales en los niños. Cuando hay un exceso de estimulación en la vida del niño se crea monotonía a nivel sensorial  que no hace más que inhibir el deseo y el placer de explorar por eso es importante que los niños sientan aburrimiento para poder estimular su creatividad.

¿Qué es la sobreprotección?

Se entiende como un exceso de cuidado y protección de parte de los padres a los hijos  en donde los padres privan a sus hijos de experiencias sean positivas o negativas para su desarrollo óptimo. Como cuando no le permites hacer ciertas actividades o salir porque tenemos temores que unos son razonables y otros no.

Que es la sobreproteccion

Es necesario hacer diferencia de la protección sana, natural e instintiva de las madres que es cuando tratamos de proteger a nuestros hijos de una situación determinada que según nuestra experiencia puede ocurrir algo malo como por ejemplo cuando vamos camino a la escuela, pasamos por una avenida muy transitada por carros, camiones y tu hijo te suelta la mano al cruzar entras en pánico y gritas.

La situación cambia si cuando nuestros,  temores, miedos sobre la integridad física y mental  de nuestro hijo provoca una sobreprotección constante y limite el desarrollo de nuestro hijo.

¿Cómo afecta la sobreprotección en el desarrollo emocional de tu hijo?

A Medida que van creciendo los niños es importante la relación de los padres con este el crear vínculos sanos. La educación emocional que le den los padres a sus hijos es importante ya que de aquí parte el desarrollo cognitivo a que puedan aprender a gestionar sus emociones, canalizarlas, identificarlas y controlarlas  así evitar mas adelantes los problemas emocionales.

Aunque no todos los niños reaccionan igual ante un estilo relacional sobreprotector por parte de sus padres, muchos tendrán baja tolerancia a la frustración y una incapacidad para reconocer sus errores, serán inseguros con problemas para relacionarse con los demás, tendrán un desarrollo psicológico inferior a su edad o serán niños que siempre están aburridos o descontentos siempre queriendo más.  Si esto no se afronta en el momento los niños traerán esto consigo hasta que sean adultos siendo así más difícil de controlar.

Consecuencias de la sobreprotección 

1.- La falta de seguridad, vulnerabilidad

Hace que el niño sea más frágil a presentar miedos,  creando dependencia a los padres haciendo que no vean el mundo tal cual, también en miedo a equivocarse, crecer con miedo al fracaso cuando sea adulto.

Consecuencias de la sopreproteccion 

2.- Carencia de tolerancia  a la frustración

La baja tolerancia a la frustración hace que los niños les cueste acatar normas y cumplirlas no respetaran los límites haciendo que a través de la rabia, agresividad y manipulación  logren su objetivo. Del mismo modo afectará su relación con sus padres y demás niños por su comportamiento negativo.

3.- Falta de empatía con los demás 

Es uno de los problemas emocionales en donde como padres debemos enseñarles a partir de los 4 años a nuestros hijos colocarse en el lugar del otro de que entiendan lo que sienten y les pasa así evitamos que sean niños egoístas y  problemas en las relaciones interpersonales en el futuro.

4.- Sentimientos de dependencia y falta de autonomía 

los sentimientos de apegos en los niños puede ocasionar que les de miedo realizar actividades o proyectos solos y es de miedo a lo desconocido, también por la falta de autonomía les cueste gestionar los problemas, tomar decisiones hecho que les convierte en personas inmaduras hasta edades avanzadas.

5.- Trastornos emocionales como fobia, ansiedad y depresión 

Estos se pueden desarrollar a lo largo de la niñez o adultez en donde si el padre no está preparado para abordarlo puede acudir a un especialista que lo apoye y lo oriente. Las fobias son los miedos excesivos a algunas cosas que si son reales y otras que no. La ansiedad miedo intenso o preocupación o inquietud de forma prolongada. La depresión afecta de manera físico y mental el modo de sentir y de pensar, alterando su estado anímico.

Consejos para los padres evitar el exceso de la sobreprotección.

  • Primeramente es importante dejar que se enfrenten a las dificultades y que estos puedan desarrollar por sí mismo las soluciones.
  • Transmitirles confianza en ellos mismos y darles  oportunidades de relacionarse con otros, de pasar algún tiempo sin la presencia de los padres, esto dependiendo de la edad, para que puedan crear autoconfianza, independencia también otra perspectiva aparte de los opinión de los padre.
  • Debemos ayudarle y escucharlo cuando lo necesite, pero no solucionarle siempre los problemas. Debe aprender por sí mismo a buscar las soluciones o los apoyos necesarios, también a que sean responsables de sus actos.
  • No hay que abrumarse con preguntas y un control excesivo de lo que hacen y no hacen, se le debe dejar un cierto margen, un espacio para su intimidad.
  •  Tiene que haber unos límites claros en la casa, no se le debe dar todo lo que pida. Debe aprender que las cosas requieren un esfuerzo para conseguirlas y también que sepan valorar lo que tienen.
  • Hay que aceptar al niño tal y como es, con sus virtudes y con sus limitaciones, que las reconozca y las conozca,  del mismo modo enseñarle a que distinga que le gusta y que no.

Es importante que los padres tomen conciencia de que cuanto más sobreprotejan a sus hijos, más probabilidades tendrán de convertirlos en niños con problemas emocionales en la adultez. 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here