Sonambulismo sexual, un trastorno del sueño

0
503
sonambulismo sexual

El sonambulismo sexual también conocido como la sexsomnia es un trastorno del sueño el cual consiste en la realización de comportamientos de tipo sexual de forma inconsciente mientras se duerme.

A diferencia del sonambulismo, la sexomnia es poco conocida, sin embargo se han hecho estudios como en el Toronto Western Hospital en Canadá en donde en 7% de los participantes experimentaron el sonambulismo sexual, padeciendo esta afección más los hombres que las mujeres. Concluyendo que el 10% de los adultos con parasomnia  presentan una conducta sexual atípica durante el sueño. En las próximas lineas te contaremos más al respecto.

¿Qué se entiende por Sonambulismo sexual?

El sonambulismo sexual o sexomnia es una alteración del sueño en donde una persona actúa sexualmente mientras duerme, experimentando  excitación sexual y hasta orgasmos mientras duermen. Las personas que lo padecen no son conscientes hasta que su pareja o un familiar les comunique de su comportamiento y muchas veces por temor o vergüenza no buscan ayuda adecuada.

Esta patología ha sido confirmada por investigadores que han llegado a realizar vídeos de los pacientes con este trastorno, y se ha observado actividad cerebral poco habitual mientras sucedían los actos. El sonambulismo sexual es una patología grave para quienes lo sufren y para sus parejas. De este modo puede llegar a tener consecuencias tanto legales como conyugales.

Esta patología no solo se da en los hombres ya que en varios casos en el estudio de Stanford, las mujeres comenzaron a gemir a los pocos minutos de quedarse dormidas. La sexomnia es similar al sonambulismo, ya que ocurre durante el sueño NREM, pero médicamente es una condición separada. Esto se da en el sueño profundo por lo que la persona cuando despierta no recuerda nada de los sucedido.

¿Cuáles son los síntomas de la Sonambulismo sexual?

Las personas que sufren del sonambulismo sexual tienen comportamientos sexuales inconscientemente mientras está dormido. Estos comportamientos incluyen:

  • Acariciar o inducir el juego previo con la pareja
  • Frotar o gemir
  • Masturbación
  • Relaciones sexuales
  • Orgasmo espontáneo
  • Tener conductas sexuales con personas que no conoce.

Si la persona no es consciente de la conducta después de despertarse, esto podría ser un signo de parasomnia. El individuo que experimenta sexsomnia puede tener los ojos abiertos y actuar despierto. Sin embargo, están experimentando un episodio amnésico y no recordarán nada. Del mismo modo, los episodios de sonambulismo sexual pueden ocurrir  dentro de las primeras horas de sueño. Pueden pasar varias veces durante la noche.

Del mismo modo, los cambios sutiles en el comportamiento sexual pueden ser un signo del trastorno del sueño. Las personas con sexomnia pueden ser más asertivas durante los episodios de relaciones sexuales durante el sueño de lo que serían de otra manera.

Causas del Sonambulismo sexual

Este tipo de comportamientos sexuales durante el sueño tienen antecedentes de otros trastornos del sueño, como trastornos de la conducta REM, apnea, orinarse en la cama y sonambulismo entre otros.

Por otro lado, el sonambulismo sexual puede ocurrir como resultado de:

  • Despertares confusionales, despertarse repentinamente del sueño profundo
  • Consumo alcohol y drogas
  • Interrupción del sueño
  • Epilepsia
  • Uso de ciertos medicamentos (neurolépticos o somníferos)
  • Insomnio 
  • Componente genético

La sexsomnia suele tener un disparador, algo que hace que la persona se despierte mientras duerme y realice las conductas sexuales, lo cual puede darse por algún tipo de alteración del sueño. 

¿Cómo tratar el sonambulismo sexual?

Actualmente, no hay medicamentos aprobados para el tratamiento del sexsomnia, pero los médicos han tenido éxito al usar algunos sedantes y antidepresivos comunes que están fuera de la etiqueta para tratar la enfermedad

El sonambulismo sexual se puede tratar de diferentes maneras como: 

  • Practicar alguna técnica de relajación.
  • Mantener un horario de sueño.
  • Tener un ritual relajante a la hora de acostarse.
  • Manejar el estrés y la ansiedad para que las preocupaciones no interfieran con el sueño.
  • Dormir las horas adecuadas entre 7 a 8 horas seguidas.

Los casos severos de sexomnia pueden llevar a una agresión sexual. Se puede utilizar de una alarma especia diseñadas para despertar al paciente durante los episodios de sexsomnia también pueden ser útiles. Otro enfoque importante para tratar el sexsomnia es crear un entorno seguro para las personas afectadas por la enfermedad.

Esto podría incluir dormir en un dormitorio separado, cerrar puertas con llave o incluso poner alarmas en las puertas para despertar a las personas y advertirles lo que está sucediendo. Finalmente si se padece de algunos de estos síntomas no tema acudir a un especialista del área mental que le pueda ayudar de la manera más adecuada.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here